BIBI
Lv 7
BIBI preguntado en Arte y humanidadesLibros y Autores · hace 9 años

¿Qué les parece si les cuento una fábula?

De ESOPO

EL LEÓN Y EL PASTOR

Habiéndose extraviado un león por cierto bosque cubierto de zarzas, se clavó una espina en la mano, de manera que lleno de dolores apenas podía dar un paso. Quiso la casualidad que encontrase a un pastor, y llegándose a él comenzó a menear la cola y enseñarle la mano. Temeroso por demás el pastor, le puso delante algunas reses para que comiese, pero el león, que no deseaba otra cosa que le sacase la espina, se acercó más y logró que, viéndole la mano tan hinchada, comprendiese el pastor su deseo y le arrancara la causa de sus males. Tan pronto como se sintió aliviado, se sentó el león junto a su bien hechor y le lamió las manos, marchándose al cabo de poco rato.

Después de algunos años fue el mismo león tomado en un lazo y custodiado con otras fieras destinadas a devorar los mal hechores en el circo. Cabalmente el mismo pastor había cometido algún delito, por el cual estaba condenado a muerte. pero al ponerle en el anfiteatro en donde echaron casualmente aquel mismo león, en vez de lanzarse hambriento sobre él, se acercó con mansedumbre, se sentó a su lado y le defendió de las demás bestias feroces. Admirándole los espectadores y conocida la causa por relación del pastor, se dio libertad a ambos.

Nadie debe ser ingrato con los que nos hayan hecho algún beneficio; siempre que se ofreciese ocasión, debemos mostrarnos agradecidos.

gracias por sus amables respuestas, y que tengan un feliz fin de semana.

Actualización:

Kevin para ganar 2 puntos no es necesario emplear palabras soeces. de todas maneras gracias.

10 respuestas

Calificación
  • hace 9 años
    Respuesta preferida

    El pequeño tigre y la rosa

    Erase una vez un pequeño tigre que jugaba y jugaba feliz en la selva. También se sorprendió cuando llamó a mami y no le contestó. ¿Le había dejado solo? ¿Y su desayuno? ¡Tenía un hambre feroz!//-

    De pronto, bajando una pequeña pendiente, el pequeño tigre tropezó y comenzó a dar vueltas y vueltas. Al principio se asustó, pero al notar la hierba tan mullida, tan blandita, comenzó a reír con ganas y siguió dando vueltas y volteretas hasta que la pendiente terminó.//-

    Tendido boca arriba, el tigrillo cerró los ojos y sintió que todo le daba vueltas. Era una sensación divertida que nunca antes había sentido así. Estiró las patitas para que el sol le calentara todo su cuerpo cuando, de repente, oyó una voz muy dulce que le decía:

    - Hola, buenos días. ¿Qué clase de animal eres tú? Nunca te había visto antes por aquí.

    El tigre abrió los ojos y miró a su lado. Allí había una extraña flor que le hablaba.

    -Yo soy un tigre, ¿y tú? ¡Tampoco te había visto antes!

    -Yo soy una rosa. ¿Nunca habías visto a una rosa? Pues has de saber que gustamos a todo el mundo, todos piensan que somos preciosas ?dijo la rosa mostrando sus pétalos y estirándose un poco.

    -No, nunca te había visto antes. ¡Pero tampoco había visto todo esto! ¿Has visto a mi mami? ¿A mis amigos? ¿Has visto a alguien como yo, pero más grande?

    -No, querido tigre, eres el primero de tu especie que veo. Y dime, ¿eres un animal muy fiero?

    -¡Uy, siiií! ¡Mira, mira! ?y enseñó sus colmillos y sacó las uñas de sus patitas.

    La rosa tembló ligeramente. Pero enseguida recuperó su compostura y dijo:

    -¡Bah! No me asustas, pequeño tigre, ¡mira mis uñas, mira! ?y la rosa le mostró sus espinas.

    El pequeño tigre dio un pequeño respingo. ¡Tenía muchas uñas aquella flor!

    -¡Vaya! ¿Por qué tantas uñas? ¿Eres tú también feroz? ¿Comes tigres?

    La rosa rió.

    - -¿Y quién te quiere hacer daño, eh? ¡Dímelo que yo te defenderé!

    La rosa se ruborizó ligeramente.

    -Gracias, mi valiente tigre. Ya te dije que gusto a mucha gente porque dicen que soy bonita y hay quien me quiere arrancar para llevarme a casa. Pero bueno, ahora que estás tú ya estoy más tranquila ?y sonrió feliz la rosa.

    El tigre la miró fijamente y dijo:

    -Es verdad, sí que eres bonita, sí... ¿Te puedo tocar?

    -Bueno... pero no me hagas daño, ten cuidado... soy muy frágil...

    El tigre acercó su patita muy despacito hasta rozar los pétalos de la rosa.

    -¡Qué suave eres...! ?moviendo el hocico, añadió: -¿Y ese olor?

    -¿Te gusta? Ese olor soy yo, acércate un poquito más...

    El tigrillo acercó su nariz a la rosa y exclamó:

    -¡Qué bien hueleeees..! ¡Mmmmmm! Me gusta mucho. ?Y, mirándola sonriente, dijo: -No me extraña que haya gente que quiera llevarte a casa... ¡Eres tan bonita, tan suave y hueles tan bien!

    La Rosa se volvió a ruborizar mientras sonreía encantada con aquel pequeño tigre.

    -¿Sabes qué voy a hacer? ?dijo el tigre- Voy a quedarme aquí contigo a esperar a mi mami. ¿Me dejas? ¿Sí? ¿Puedo?

    -¡Claro que puedes! Anda, échate aquí a mi lado, yo te daré un poquito de sombra.

    El tigrillo se tumbó de lado junto a la Rosa. Mirándola, dijo:

    -Y si alguien viene a hacerte algo, me avisas, ¿eh? ?y diciendo esto sacó las uñitas de sus zarpas y mostró levemente sus dientes.

    --Entonces cierra los ojos y duerme un poco, tigrillo. Yo velaré tu sueño. Si veo a tu mami, te avisaré. Tú cierra los ojitos...

    Pronto, el pequeño tigre comenzó a relajarse. Soltó un par más de bostezos y, enseguida, se quedó dormido tumbado al lado de su rosa. Ella le miraba con ternura.

    -Eso es, duerme, pequeño mío... ?y, dándole un beso, la rosa dejó escapar un pétalo que cayó muy suavemente sobre la carita del tigre.

    Al rato, el tigrillo oyó la voz de su mami que le despertaba para que se fuera a lavar y para que se tomara su desayuno. El tigre abrió los ojos. Y se llevó una buena sorpresa.

    Estaba otra vez en la selva. No había prados enormes de fresca hierba. Y no estaba su rosa. Cuando se incorporó, algo cayó al suelo. Miró y vio que era el pétalo. Extrañado y algo entristecido, comenzó a caminar por la selva buscando su flor. ¿Dónde estaría ahora? ¿Quién la iba a proteger?

    Es por eso que los tigres, desde aquel día, van solos por la selva. Porque los tigres, como todos, también necesitan un ser querido a quien cuidar y sueños bonitos que perseguir.

    Saludos cordiales

    MIS RESPETOS.

    Fuente(s): Fuente primaria: Poesía Universal. Autor desconocido
  • hace 9 años

    amada amiga bibi

    hermosa la fabula de esopo

    que nos enseña a no ser mal agradecidos y jamas olvidar a quien nos hizo un bien

    gracias de corazón hermosa bibi

    abrazos con cariño para tu bella familia

  • hace 9 años

    Ante un día tan amargo como el que estoy pasando, fue buena idea haber entrado aquí.

  • lou
    Lv 7
    hace 9 años

    muy bonita,como siempre me alegras los viernes.

    Besos mi princesita.

  • ¿Qué te parecieron las respuestas? Puedes iniciar sesión para votar por la respuesta.
  • hace 9 años

    Hola BIBI, cómo estás?

    No sé quién es Kevin,seguramente se fue. Por esto que sale como conclusión en esta fábula, es que, creo, cada vez que criticamos a alguna persona, lo que estamos haciendo es ignorar su verdadera naturaleza,porque en la práctica,nadie es tan feroz ni tan malo por tiempo completo.

    Todos tenemos algo de bueno- algo malo-algo bueno - algo malo... Me temo que hasta infinito¿¿¿!!!???

    No se puede conocer la naturaleza humana sin equivocarse, en algún punto. Juzgamos, eso es todo.

    Pero nos damos el lujode decir "sabés cómo lo conozco yo a Fulano".

    Te mando muchos abrazos, gracias por la fabulite,ycuidado que se te puede salir el sombrero. Mirá que si llego a encontrar un sombrero por alguna parte perdido, se lo doy a Marilina García, que lleva siempre el mismo desde hace como 4 años...

  • hace 9 años

    Bibi: para ser agradecido después de esta fábula, te dejo aquí un mensaje de feliz fin de semana.

  • Boguie
    Lv 5
    hace 9 años

    ¡¡Que maravilla!!, el mismísimo Nerón se habría emocionado con la escena del Coliseo.

    Dice el refrán que es de bien nacidos ser agradecidos, y el león demostró serlo con creces.

    No dejes de regalarnos lecciones de humanidad..

    Eres nuestra catedrática forística.

    Un beso.

    Boguie.

  • hace 9 años

    Linda historia.

    Saludos.

    Marian.

  • hace 9 años

    BONITA FABULA AMIGA BIBI, DE GRAN ENSEÑANZA, LOS VALORES SON MAS VALIOSOS QUE NADA, GRATITUD.

    ME ENCANTO.

  • Mi Bella Reinita

    Como siempre al leerte me alegras el corazón, hermosa fábula, me distrajo

    mucho, gracias mi Bibita..Que cierta es la moraleja, ante tanta ingratitud que

    se ve en muchos lugares, pero menos mal que son los menos, por que son

    muchos más los agradecidos....

    El lobo herido y la oveja

    De Esopo

    Un lobo que había sido mordido por unos perros, yacía en el suelo todo malherido.

    Viendo la imposibilidad de procurarse comida en esa situación, pidió a una oveja

    que pasaba por allí que le llevara un poco de agua del cercano río.

    -Si me traes agua para beber -le dijo-, yo mismo me encargaré de mi comida.

    -Si te llevo agua para beber -respondió la oveja-, yo misma asistiré a tu cena.

    Moraleja...Las propuestas de los malhechores nunca son inocentes.

    Besos y abrazos para ti y tu Richard

    *-Luna*-

¿Aún tienes preguntas? Pregunta ahora para obtener respuestas.