Anónimo
Anónimo preguntado en Familia y relacionesOtros - Familia y Relaciones · hace 1 década

Les pasó alguna vez ésto?

A veces veces, no sé si será, porque vivimos muy apresurados, que si me tomo una tarde libre , la disfruto, pero en el fondo me siento que debería seguir trabajando o estudiando.

No me refiero a hechos trascendentales, sino a temas tan sencillos como éste, son simples, pero no quisiera sentirme culpable tan sólo por tomarme una tarde libre para no disfrutarla.

Yo sé que puedo compensar ese tiempo, pero igual hay un sentimiento de culpa.

A todas las personas les pasa ésto?

Es la culpa algo que se puede dominar?

22 respuestas

Calificación
  • Anónimo
    hace 1 década
    Respuesta preferida

    Ezequiel

    La culpa es una realidad que enfrentamos casi todos los seres humanos.

    A medida que vamos creciendo y según cada etapa, este sentimiento suele acompañarnos como una sombra.

    Sentimos culpa por varios motivos, como tú dices por tomarte una tarde de ocio, lo consideras en el fondo una verdadera pérdida de tiempo.

    Otro ejemplo podría ser que comprarnos cosas que nos gustan no es invertir sino derrochar dinero.

    Otra podría ser guardar tus mejores pertenencias para una buena ocasión, que nunca es hoy y siempre va a ser mañana

    Y así seguimos alimentándonos de sentimientos nocivos que someten nuestra conducta.

    Si quieres disfrutar la vida sin culpas, te sugiero

    Querer o Deber? quienes padecen culpa, se rigen por el "deber ser" o por aquello que "deberían hacer".

    Se trata de personas que a lo largo de sus vidas adoptaron ciertas creencias que dictan cómo manejarnos, pero con esas creencias lo único que logran es frustrar nuestra posibilidad de ser libres y de elegir cómo queremos vivir.

    Conéctate con el placer, dejar atrás la culpa y ser feliz es tu derecho, y vale la pena trabajar para alcanzarlo.

    Algunos cambios que te sugiero te van a ayudar.

    Hoy es el día: todas nuestras posesiones son para disfrutar. Para eso las conseguimos y las conservamos.

    No guardes nada para mañana, lo que tenemos está a nuestro alcance para ser gastado. Incluso esos momentos que te tomas libres.

    Pues la culpa nos limita.

    La ropa que más te gusta puedes usarla cuando desees, incluso hasta para ir al supermercado.

    El plástico que protege el sillón del living es el mismo que oculta su lindo diseño.

    Porque eres tú el invitado que estaban esperando tu nueva vajilla.

    Estos son ejemplos simples.

    Manéjate de la misma forma con tus emociones, no guardes una sonrida o una palabra de afecto para mañana. Dile a quienes amas lo que sientes, pero hazlo hay.

    Libera tu energía interna: Pasamos tanto tiempo buscando la felicidad, ya sea buscando una casa más grande, o un auto más moderno, pensamos que todo eso nos va a hace sentir mejor, que la mujer de tu vida le dará sentido a tu vida.

    Pero el don de disfrutar se lleva dentro, no se encuentra.

    No es algo que uno puede buscar en el exterior, sino que se debe localizar en nuestro interior.

    Ningún lugar ni ninguna circunstancia pueden dominarte si sueltas tu poder de disfrute: la alegría está en tí mismo, y la tendrás si te lo propones.

    Afuera los de afuera: no hagas caso a las críticas de quienes tienen culpa de deisfrutan y que no aceptan que otros lo hagan.

    Pasa por alto comentarios negativos: sencillamente desestímalos

    Aprende a quererte, muchas veces, lo que boicotea nuestra posibilidad de ser felices no tiene que ver con los demás, sino con nosotros mismos.

    Tienes que ser el primero en aceptarte y quererte. Si no disfrutas de tu persona, no vas a poder disfrutar del resto de las cosas.

    Mimarse no significa ser egoístas, por el contrario son 2 cosas distintas.

    Hay momentos en que relegamos nuestros deseos y ponemos por delante los de los demás.

    Hazle caso a tus deseos a tus ganas y no te confundas: querere y consentirse no tiene nada que ver con ser egoístas.

    Focaliza tus deseos: disfrutar y dejar atrás la culpa es algo que tienes que hacer por tí mismo. No tienes que demostrarle nada a nadie, ni buscar aprobación por tu cambio de actitud.

    Date los gustos por tí mismo, no limitando lo que tienen o desean los demás. No actúes por motivación errónea, sino siguiendo tus propias necesidades.

    Piensa que es una batalla que tienes y puedes ganar y será para tu felicidad.

    Así que amigo, cuando te tomes esas tardes libres, disfrútalas a pleno, eres responsable de tus obligaciones, pero eso no implica que por ellas dejes de darte lugar a tus propios deseos.

    Sol

    Fuente(s): Estudiante de Psicología
  • Anónimo
    hace 1 década

    A mí ese tipo de culpas no. Otras quizás sí, pero yo si me tomo tarde para jugar tennis, disfruto mucho no siento culpas de eso, porque me hace bien y me lo merezco porque soy buena estudiante.

    Otras sí suelo tener, especialmente de tipo familiar, pero esas no, como bien dice Sol, si me regalan algo bonito inmediatamente lo uso.

    Flor

  • Anónimo
    hace 1 década

    Buena tu pregunta Ezequiel

    y leo respuesta de Sol, y es bien cierto, a veces nos privamos de disfrutar cosas por culpa o por lo que dirán otros.

    Donna

  • Anónimo
    hace 1 década

    Eso pasa mucho porque sos muy responsable, hay gente que ni siquiera se preocupa. Te entiendo porque soy responsable y a veces me sucede eso que te pasa a vos.

    Pero mirá, yo trato de tomarme esas cosas como algo que merezco y también necesito. Porque no se puede estar todo el día con los libros. Hay que hacer pausas, y eso no tendría que darte culpa

    Gui

  • ¿Qué te parecieron las respuestas? Puedes iniciar sesión para votar por la respuesta.
  • Anónimo
    hace 1 década

    Me pasaba Eze, sobre todo cuando recién comencé mis prácticas en el hospital. No quería separarme para nada de los pacientes.

    Con el tiempo fue aprendiendo a que tenía que tomarme esos ratos, porque de lo contrario luego estaba abrumado de tanto trabajo y decisiones, que en mi profesión, involucran a seres humanos, entonces ya no siento esa culpa por ese tipo de hechos.

    Podés dominarla, y tenés que darte tus tiempos como algo que te merecés, no como que estás perdiendo.

    Pablo

    Fuente(s): médico
  • Anónimo
    hace 1 década

    Buena pregunta Ezequiel

    Me pasa y no sé cómo resolverlo. Parece un tema simple, pero no es así, porque si bien lo razono, no entiendo por qué aparece esa culpa por tomarme un rato de ocio.

    Ser

  • hace 1 década

    Tú tienes alto sentido de la responsabilidad, por eso te sientes así, como culpable. No tiene nada de malo que de vez en cuando hagas eso, porque lo mereces. Cuando no se tienen pendientes importantes, es sano para la persona desafanarse un rato de esas actividades, te ayuda a relajarte, a cargar pilas y a poder concentrarte mejor en lo que estabas haciendo. No te claves tanto en pensar que perdiste tiempo, porque luego ya no disfrutarás esos pocos momentos que te tomas para ti. Yo creo que sí se puede dominar esa sensación, es cuestión de que estés consciente que no es nada malo lo que haces. Suerte!

  • Axel
    Lv 5
    hace 1 década

    Eze

    Me pasaba como a Pablo, cuando recién comencé a ejercer mi profesión, no había forma de que dejara de estar en mis obras, pero ya vas a acostumbrarte a darte esos tiempos y disfrutarlos sin sentirte culpable.

    Te lo merecés, no es censurable, la mente necesita descanso, y rebueno eso de disfrutar de lo que tenés pensando en vos mismo.

    Axel

  • Anónimo
    hace 1 década

    Pregunta sencilla, pero no tanto como parece. Buena pregunta.

    Porque lo que preguntás, es algo que le sucede a mucha gente, sobre todo a la gente responsable, los irresponsables no se preocupan por nada.

    Pero está bueno eso de darte tu merecimiento a tus momentos y a disfrutar de lo que tenés.

    Gus

  • hace 1 década

    si eres trabajador o estudioso, no tienes por que sentirte mal ya que te lo mereses, solo piensa eso que mereses tomarte un tiempo para disfrutar sun persion, ahora si es por que siemper lo haces pues tienes razon de sentirte mal .....

¿Aún tienes preguntas? Pregunta ahora para obtener respuestas.