Anónimo
Anónimo preguntado en Arte y humanidadesFilosofía · hace 1 década

¿Es posible concebir en la practica (en lo cotidiano) al amor en términos de no- poseción?

No me refiero a casos extremos sino a la concepción de amor que tenemos

Actualización:

Philippe: a los "extremos" me refiero a situaciones enfermizas de celos o de obsecion, la pregunta no se refiere a eso. Me refiero que muchas veces al sentir que amamos a una persona lo hacemos desde un lado que lo sentimos como "nuestro" (de ahi vienen los celos) en lo cotidiano digo. Me pregunto si e sposible entender el amor en terminos de no-posecion

Actualización 2:

Debo decir que me halaga que mi pregunta tenga estas respuestas

Actualización 3:

Sin embargo, creo que Sophia lo expresa claro cuando dice que de las buenas intenciones teoricas a la practica hay cierto trecho.

Creo que inevitablemente uno construye (patologicamente o no) una relación de poseción. La poseción se manifiesta en algunos casos en los celos, o en la simple "absorción" y los celos se expresan cuando uno siente "suyo" a la otra persona, no se si se entiende... Obviamente, relativizo mi posicion, el amor se construye, se leige y eso da libertad, pero uno no deja de sentir que el otro le pertenece? (no hablo de casos patologicos)

Actualización 4:

Rodo: muy interesante tu exposición, muchas gracias

13 respuestas

Calificación
  • hace 1 década
    Respuesta preferida

    Sería posible si aprendiéramos a desligar nuestra subjetividad de la relación de propiedad o de posesión con las cosas. Pero el lenguaje nos tiende una trampa fatal y, oh sorpresa (o desgracia) siempre usamos para referirnos a algo relativo a nosotros como "MI". Decimos: MI cuerpo, MI esposa, MI novia, MI alma, MI amor, MI casa, MI auto, MI trabajo, MI birome... Como ves... cosas que no son estrictamente materiales o que, mejor dicho, no son estrictamente cosas, se ven afectadas por un pronombre POSESIVO, que aunque denote subjetividad (lo relativo a mi, al yo) también denota una relación de propiedad/posesión, y, en definitiva de DOMINIO (verdadero nombre del derecho de propiedad en sentido estricto), y por ende, de instrumentalidad. Aquello que poseo como propio, por ser propietario, lo someto a una relación de dominio, por ende, lo domino, y por ende mi relación será instrumental. Es decir: es mío y lo USO. Y aún más: puedo abusar de ello. Bueno: si adherís a una filosofía tipo analítica inglesa o te inspirás en el sofista Gorgias (quien postulaba que 1.- Nada existe. 2.- Si algo existiera, no lo podríamos conocer. 3.- Si algo existiera, y lo pudieramos conocer, no lo podríamos comunicar) que fue el precursor de quienes piensan que las palabras crean o construyen o deforman la realidad, creo que la respuesta a tu pregunta sería negativa. Sin embargo, si adherís a otro tipo de filosofía, como la metafísica clásica o ciertas vertientes del existencialismo, sería posible concebir en la práctica el amor en los términos de no posesión. El amor es el sumo bien que se corresponde con la naturaleza del ser humano (metafísica clásica). O es la relación de plenitud existencial entre un yo y un tú que se re-conocen como otro yo, como igual y como otro. Es la plenitud de la libertad. (Ojo: con esto no quiero caer en la expresión simplista y autocontradictoria del llamado "amor libre", pues todo amor para ser amor debe ser libre, y la libertad acarrea responsabilidad. En el llamado amor libre, al hacer lo que se me da la gana, también puedo caer en la instrumentalidad de usar al otro y en la posesión: hoy te uso, mañana te tiro. Y el otro puede hacer lo mismo conmigo). En esa plenitud de la libertad, estamos llamados a elegir continuamente, a cada instante. En el amor se construye el tiempo. El presente se actualiza siendo el preciso instante en el que ejerzo mi acto de libertad. Y el futuro se construye desde el presente y a la luz del pasado donde libremente ese yo y tú se han ido eligiendo. De eso nace la responsabilidad y la fidelidad: no soy fiel al otro ni le exijo ser fiel porque es mío y me pertenece. Sino porque es único e irrepetible y me complementa y me ayuda a llegar a la plenitud, libremente lo elegí y lo sigo eligiendo. Y el compromiso, deja de ser una "cárcel" para ser algo dinámico. Me comprometo sin plazo, pero lo renuevo cada día. Siempre en libertad. Además, esto supone desechar un enfoque propio de la ética formal (tipo kantiana) en la cual no habría que ser fiel al otro porque es nuestro sino porque se debe ser fiel. Tal enfoque supera la concepción del amor en los términos de posesión: pero tiene el grave inconveniente de convertirlo en algo frío y vacío: en un recipiente sin contenido. Todo esto se traduce concretamente de la siguiente manera: será posible concebir en la práctica el amor en términos de no posesión, si pongo como centro de referencia al otro, y si es necesario, renuncio a mi egoísmo, si estoy dispuesto en cada acto de libertad a renunciar a ser el centro. Si estoy dispuesto a hacer una "revolución copernicana" en lo más profundo de mi inteligencia, voluntad y sentimientos: si estoy dispuesto a que la "Tierra" que soy yo, deje de ser el centro y que el centro del sistema (que es la vida) sea el "Sol" que es el otro. Y si dejo que ese Sol que ahora es centro me ilumine, y que, haciendo transparente mi yo en mi mirada, como en un juego de cristales me ilumine para verme como soy hasta que los rayos de su luz lleguen a un cristal recóndito en el que encuentre un espejo y el otro se reconozca en lo profundo de mi yo. En definitiva: se trata de que mi felicidad tenga lugar si primero tiene lugar la felicidad del otro, pues en tal caso, no será ni su felicidad ni mi felicidad, sino nuestra felicidad, y, en última instancia, en el mundo que el encuentro de nuestras subjetividades han construido, se despojará de toda idea de posesión, pues no será ni mía ni nuestra: será sencillamente, LA felicidad.

    P.D.: Estimado chavismo: lo de los espejos es invención mía. Al menos lo concebí así. Si lo has leído en otra parte, pido perdón, no ha sido mi intención copiarlo para atribuirmelo. Sencillamente, me pareció una figura gráfica y muy rica la de los cristales: por un lado, la sinceridad e intimidad que nos hace mutuamente transparentes, y finalmente el último "cristal", lo más recóndito de nosotros, que nos refleja mutuamente y nos permite re-conocernos.

  • hace 1 década

    Sentir a otra persona como «nuestra» no está mal ni tampoco sentir «celos» nos convierte en monstruos...mientras se entienda que un amor completo, con futuro, digamos, requiere de otros pilares emocionales, además del deseo, como la ternura, la amistad y el respeto...Si eso no está, si eso no puede «entablarse» entre dos personas, siempre habrá peligro de «reducir» el amor a los celos o a las actitudes de posesión patológicos...

    Curiosamente, lo que sucede primero -habitualmente- y que está relacionado con la atracción y el deseo sexual, el enamoramiento «inicial», es de lo que más se «sirven» las obsesiones y posesiones que terminan frustrando cualquier amor si se queda en eso...

    Recapitulando (sin ser un erudito en estos temas) creo que si el amor es un proyecto compartido, integrador y sostendido, está a salvo...

  • Anónimo
    hace 1 década

    Si quieres a alguien, déjalo libre

    Si vuelve, es tuyo

    sino, nunca lo fué

    Creo que acá está expresado el verdadero amor.

  • Anónimo
    hace 1 década

    De la intelectualización que hacemos de amor no posesivo a la práctica las buenas intenciones suelen quedar en el camino; amor como libertad compartida, la mayoría de las veces sólo se queda en la teoría.

    Amar sin ahogar al otro -sobre todo que el otro no nos ahogue- es una aspiración que todos tenemos, aunque no siempre se cumple. Sobre todo al comienzo de una relación, cuando todo es fuego y es novedad, y esa persona ocupa un lugar preponderante en nuestras vidas es cuando más corremos el riesgo de que el otro salga corriendo. Salvo que lo domestiquemos de tal forma que se acostumbre a ser la víctima de nuestros celos. Feo verdad? pero es que salvo los casos extremos ,y por ende patológicos, pensamos a la otra persona en términos de posesión, y a nuestros celos intentamos que el otro los vea como una manifestación más de nuestro afecto. Cuesta entender que absorber tanto al otro nos lacera a los dos y es una práctica estéril porque sólo somos dueños de nosotros mismos.

    -------------------------------------------------------

    Hasta los que más hablamos de libertad....

    ----------------------------------------------------------

    Un abrazo.

  • ¿Qué te parecieron las respuestas? Puedes iniciar sesión para votar por la respuesta.
  • Nada
    Lv 5
    hace 1 década

    PUES SERÉ UN POCO EXTREMA EN CUANTO A LAS RESPUESTAS QUE AQUÍ SE HAN DADO:

    LLEVO , BUENO EL 8 DE ENERO HARÉ MIS BODAS DE PLATA, 25 AÑITOS, Y 4 MÁS CON ÉL DE NOVIOS. ES UNA POSESIÓN? NOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO, SIMPLEMENTE LO SIGO ATRAPANDO CON TODO MI AMORRRRRRRRRRRRRRRRR

    CADA DÍA, CADA MINUTO, CADA SEGUNDO

    LE HAGO UNA DECLARACIÓN DE AMOR

  • Anónimo
    hace 1 década

    Sí, es que justamente cuando hay amor, hay confianza, por lo tanto no hay posesión enfermiza, como vos decís.

  • leola
    Lv 7
    hace 1 década

    Parece que hay muchas personas que no lo pueden concebir, no obstante es un error, esas personas no aman, simplemente se consideran dueños de una posesión, al igual que son dueños de un coche o de una casa.

  • hace 1 década

    La gravedad de tu pregunta reside en un campo de investigacion desconocido.

    Si el amor es una relacion humana. Entonces es materia de estudio de la ciencia politica.

    Pero estos grandes cientificos estan muy ocupados en las disertaciones de Foucault reconociendo la imposibilidad de relacionarse en igualdad; a no ser la existencia de una ley que los obligue a mostrar una actitud de respeto, respecto del otro. Imposibilidad que se da; por que la consciencia de si mismo tiene tras de si una practica competitiva.

    Para fortuna de los mortales; el amor se presenta anuestras vidas. Todavia tras cortinas "magicas" que la ciencia no ha podido retirar, para dar paso a filosofias que expliquen con claridad el comportamiento humano, dando paso a la sociedad humanitaria, tras la moderna concepcion del si mismo, que hoy por hoy sigue sujeta a la fortuna, de encontrarse con el amor y a partir de esa experiencia magica el replanteamiento y revalorizacion de lo que se da por hecho.

    La posecion es parte fundamental de la relacion competitiva; se contiende para ganar, obtener, controlar etc. para demostar la superioridad de una idea sobre otra...sin posecion se desarticula la relacion competitiva.

    Si eliminamos la posecion, eliminamos decadas de estudio de la ciencia politica.

    Admitir al amor en terminos de no-posecion es buscar al amor a traves de cooperar,convivir,conciliar y compartir...todo ello desarticula la relacion de poder.

    Y surge la prgunta como seria la consciencia de si mismo de una persona que no compite?

    La respuesta se esta dando tras la experiencia amorosa, y resulta torpe y poco consistente pero creo suponer que el amor al desarticular la relacion de poder, posiciona al individuo en el medio de la balanza desde donde puede admirarse asi mismo y alos demas sin miedo, por que al no haber punto de comparacion; el objetivo importante es el desarrollo de lo conjunto. Es decir que la rivalidad se diluye y en su lugar aparece un aprecio. El aprecio de quien recibe pero que no "gana" nada recibiendo sino la satisfaccion del progreso y bienestar conjunto.

    saludos.

    Pd.

    Querido Rodo.

    admiro tu respuesta, y me gustaria saber si lo del "espejo" es invencion tuya o motivada desde el Hamlet.

    R.

    No nunca pense en plagio.

    Solo que considero a Shakespeare, mi favorito para tan complejo tema y hay un planteamiento similar. Mi curiosidad surge, por que estoy de acuerdo contigo pero yo si motivado por este autor.

    saludos.

  • Anónimo
    hace 1 década

    Hola amiga! qué bonito está tu avatar!

    Con respecto a tu pregunta la verdad que es difícil conseguir que en una relación de pareja se llegue completamente al amor sin posesión, caemos casi sin querer en pequeñas actitudes de posesión, nos cuesta entender la libertad individual en sentido pleno, Rodo en tu pregunta lo deja claro.

    Creo que en el amor se debe ir construyendo la confianza y así poder lograr vencer esos sentimientos, cuando se logra es muy bello te lo aseguro.

    Mis cariños y besis!

  • hace 1 década

    Pienso que en general todos tenemos una concepcion de posecion de la otra persona en referencia al amor

    Inconsientemente aun y que fuesemos comprensivos todo el tiempo, tenemos la fuerte necesidad de preferir y ser preferidos por sobre los demas seres que rodean a nuestra pareja sentimental.

    Es preferible intentar adaptarse ser libres y llegar a acuerdos, estrictamente regidos por el criterio y la objetividad, cosas como no prohibir seguir viendo amigos ( hombres y mujeres) al contrario acercar a esos amigos a ahora lanueva pareja y de alguna forma conservar esa intimidad individual a que me refiero con esto, ha cuentas de correo electronico, algunas bancarias, llamadas sin preguntar constantemente quien era con quiene hablabas, es decir seguirte sintiendo que compartes tu vida con la vida de la otra persona, pero sin llegar a caer en el error de pensar que es una sola vida por que yo creo que aun y que vivan el diario y la confidencia somo seres independientes complementando nuestras necesidades, carencias, talento y alegrias

    Fuente(s): golpes de la vida
  • mmmmmm, pues definete....no es elocuente tu pregunta.

    recuerda que tu y yo por ejemplo tenemos diferentes concepciones del amor.

    desde el cristal por donde miras, cuales son los extremos....

    puedes empezar por alli????

    desde luego que en este momento defino como veo el amor,

    para centrarme quiza en un sitio diferente al de todos los que aqui exponen;

    bueno, yo creo que se puede definir como algo que no es posesivo. porque? al momento de entregar lo haces sin esperarle reciprocamente, no llegas a estar en disposicion de sentir aversion para elegir quien le merece o quien no.

    es algo que no se define como suele ser el enamoramiento.

    y de igual forma, no se cataloga en amor de padre, hijo, hermano, o pareja.

    en este punto el crecimiento espiritual tiene que ver mucho para definirle en un sitio desde donde solo unos pocos, contados quiza con las manos de los dedos de los pies y manos pueden llevarle a un punto de casi perfeccion o perfeccion que no me atrevere a discutir porque el alcance de ellos es mayor al mio, ejemplos; Madre Teresa de Calcuta, Ghandi, Jesus de Nazareth, y algunos mas que deben escaperseme.

    si es posible como vez, pero requiere que crezcas en espiritu, te deseo suerte en vuestra empresa.

    en la cultura que nos ha sido impuesta, es muy dificil.

    incluso navegar contra los patrones de conducta adquiridos a lo largo de nuestras vidas, pero aun asi es factible vencerle y seria creciendo espiritualmente.

    y esto lo digo aun por los que de traje se dicen los de buen comportamiento, y por encima de todos se manejan por su status social.

    si amas como te lo propuse, superas esto que deseas hacer.

    quiza alguien te posee en exceso a lo que veo.

    alguien cubre por entero tu privacidad...nadie debe invadir la privacidad de alguien mas alla de si mismo...ni aun siendo su pareja se justifica.

    es posible como te he dicho, pero creciendo en ese sentido.

    crecer de esa forma equivale a trascender todo, pero el crecimiento se da a la par si es en parejas.

    espero que encuentres paz en lo que buscas...

¿Aún tienes preguntas? Pregunta ahora para obtener respuestas.