Anónimo
Anónimo preguntado en Sociedad y culturaReligión y Espiritualidad · hace 1 década

¿cuáles fueron las bulas papales? ¿consecuencias de las mismas?

2 respuestas

Calificación
  • hace 1 década
    Respuesta preferida

    Lista de bulas

    1120, Sicut Judaeis de Calixto II, por la que se protege a los judíos y se prohíbe su conversión forzosa.

    1136, Ex commisso nobis de Inocencio II, por la que se confirma la independencia de la Iglesia polaca

    1139, Omne datum optimum de Inocencio II, por la que reconoce la Orden del Temple.

    1144, Milites Templi, de Celestino II, por la que se ordena al clero la protección y el sostenimiento de la Orden del Temple.

    1145, Militia Dei de Eugenio III, por la que se confirma la independencia de la Orden del Temple de clero secular.

    1145, Quantum praedecessores, de Eugenio III, por la que se convoca la Segunda Cruzada.

    1155, Laudabiliter, de Adriano IV, por la que se reconoce el señorío de Enrique II de Inglaterra sobre Irlanda.

    1185, Post Miserabile de Urbano III, por la que se reconocen privilegios a los futuros cruzados..

    1187, Audita tremendi, de Gregorio VIII, por la que se convoca la Tercera Cruzada.

    1192, Cum universi de Celestino III, sobre la Iglesia escocesa.

    1205, Etsi non dispaceat de Inocencio III, por la que se realizan una serie de acusaciones sobre los judíos franceses.

    1213, Quia maior, de Inocencio III, por la que se convoca la Cuarta Cruzada.

    1216 , Religiosam vitam, de Honorio III, por la que se aprueba la Regla de la Orden dominica.

    1218, In generali concilio de Honorio III, por la que se ordena la ejecución de las decisiones del IV Concilio de Letrán.

    1219, Super especulam, de Honorio III, por la que se prohíbe la enseñanza del Derecho Civil a la Universidad de París.

    1223 , Solet annuere, de Honorio III, por la que se aprueba la Regla de la Orden franciscana.

    1226, Ut vivendi norma, de Honorio III, por la que se aprueba la Regla de la Orden carmelita.

    1231, Parens scientarum, de Gregorio IX, por la que se reconoce la independencia de la Universidad de París tras la huelga de 1229.

    1232, Ille humani generis, de Gregorio IX, por la que se confía la Inquisición a la Orden dominica.

    1233, Etsi Judaeorum, de Gregorio IX, por la que se requiere a los prelados a prevenir los ataques cristianos a los judíos.

    1233, Licet ad capiendos, de Gregorio IX, por la que crea la Inquisición.

    1239, Si vera sunt, de Gregorio IX, por la que se establece la confiscación e inspección de los libros del Talmud por los prelados de España y Francia.

    1247, Lachrymabilem Judaeorum, de Inocencio IV.

    1252, Ad extirpanda, de Inocencio IV, por la que se legitima la tortura como medio de confesión de los heréticos.

    1254, Querentes in agro, de Inocencio IV, por la que se reconoce el patronazgo de la Santa Sede sobre la Universidad de Oxford.

    1267, Turbato corde, de Clemente IV.

    1274, Ubi Periculum, de Gregorio X.

    1296, Clericis Laicos, de Bonifacio VIII, por la que se prohibía al poder temporal apoderarse de los bienes del clero.

    1299, De sepulturis, de Bonifacio VIII, por la que se prohibía el desmembramiento de los muertos para llevarse los huesos y ser enterrados en otros lugares.

    1301, Ausculta, fili, de Bonifacio VIII, por la que se proclama la superioridad del poder espiritual sobre el temporal y se convoca a Felipe IV de Francia a que comparezca ante el Concilio de Roma.

    1302, Unam Sanctam, de Bonifacio VIII por la que se afirma la superioridad del poder espiritual sobre el poder político.

    1307, Pastorales praeminentiae, de Clemente V, por la que se ordenó el arresto de los Templarios y la confiscación de sus bienes.

    1308, Fasciens misericordiam, de Clemente V, por la que se definieron las acusaciones contra los Templarios.

    1308, Regnans in coelis, de Clemente V, por la que se convoca el Concilio de Vienne.

    1312, Vox in Excelsi, de Clemente V, por la que se suprime la Orden del Temple.

    1312, Ad providam, de Clemente V, por la que se transfieren los bienes de la Orden del Temple a la Orden de los Hospitalarios.

    1312, Considerantes dudum, de Clemente V, por la que se establece la situación jurídica de los antiguos templarios dividiéndolos en tres categorías.

    1312, Nuper in concilium, de Clemente V.

    1312, Licet dudum, de Clemente V.

    1312, Dudum in generali concilio, de Clemente V.

    1313, Licet pridem, de Clemente V.

    1317, Sane considerante, de Juan XXII, por la que la diócesis de Toulouse se convierte en arzobispado.

    1323, Cum inter nonnullos, de Juan XXII, por la que se rebate la doctrina franciscana sobre la pobreza de Cristo.

    1439, Laetantur Coeli, de Juan XXII, por la que se reunifican las Iglesias de Oriente y Occidente tras el Concilio de Florencia.

    1452, Dum diversas, de Nicolás V, por la que se autoriza a Alfonso V de Portugal a esclavizar a los infieles de África Occidental.

    1455, Romanus Pontifex, de Nicolás V, que completa la bula Dum diversas autorizando la conquista y la esclavización de todos los pueblos situados al sur del Cabo Bojador.

    1460, Execrabilis, de Pío II.

    1470, Ineffabilis providentia , de Pablo II por la que se estableció el plazo entre jubileos en ventincinco años.

    1478, Exigit sincerae devotionis, de Sixto IV, por la que se concede a los Reyes Católicos la creación de la Inquisición española.

    1481, Aeterni regis, de Sixto IV, por la que se confirma el Tratado de Alcáçovas.

    1484, Summis desiderantes, de Inocencio VII, por la que afirma la necesidad de suprimir la herejía y la brujería en el valle del Rin.

    1493, Inter caetera, de Alejandro VI, por la que se divide el Nuevo Mundo entre España y Portugal según lo dispuesto en el Tratado de Tordesillas.

    1493, Piis Fidelium, de Alejandro VI, por la que se envían misiones al Nuevo Mundo.

    1512, Pastor Ille Caelestis, por Julio II. Promulgada a finales del mes de julio. Fue la excusa de Fernando el Católico para invadir Navarra.

    1513, Apostolici Regiminis, de León X.

    1514, Supernae, de León X, por la que los cardenales se sitúan en la jerarquía eclesiástica inmediatamente después del Papa.

    1520, Exsurge Domine, de León X, por la que se condenan las tesis sostenidas por Martín Lutero.

    1521, Decet Romanum Potificem, de León X, por la que se excomulga a Martín Lutero.

    1536, In Coena Domini, de Pablo III, por la que se pronuncia una excomunión general contra todos los heréticos

    1537, Sublimus Dei, de Pablo III, por la que se reconocían a los indios americanos como “auténticos hombres” y se denunciaba su esclavitud.

    1540, Regimini militantis, de Pablo III, por la que se establece la Orden Jesuita.

    1543, Injunctum nobis, de Pablo III, por la que se realiza una nueva aprobación de la Orden Jesuita.

    1543, Exposcit debitum, de Julio III

    1555, Cum nimis absurdum, de Pablo IV, por la que se establece el getto judío de Roma.

    1559, Cum ex apostolatus officio, de Pablo IV, por la que se establece que sólo entre los católicos pueden elegirse los papas.

    1564, Index librorum prohibitorum, de Pío IV, por la que se establece el Indice de libros prohibidos.

    1565, Aequum reputamus, de Pío IV.

    1568, In Coena Domini, de Pío V.

    1570, Regnans in Excelsis, de Pío V, por la que se declara herética a Isabel I de Inglaterra.

    1582, Inter gravissimas, de Gregorio XIII, por la que reforma el calendario estableciéndose el calendario gregoriano.

    1586, Coeli et terrae creator, de Urbano VIII, por la que se condena oficialmente la astrología.

    1588, Immensa Aeterni Dei, de Sixto V.

    1621, Aeterni Patris Filius, de Gregorio XV.

    1622, Decet Romanorum Pontificem, de Gregorio XV.

    1622, Inscrutabili divinae providentiae, de Gregorio XV.

    1648, Zelo domus Dei, de Inocencio X, por la que condena la paz de Westfalia.

    1649, Appropinquat dilectissima filii, de Inocencio X, por la que se proclama 1650 como año jubilar.

    1653, Cum occasione, de Inocencio X, por la que se condena el jansenismo.

    1656, Gratia Divina, de Alejandro VII, por la que se define la herejía, instaura el procedimiento inquisitorial e instaura la delación.

    1665, Ad Sacram, de Alejandro VII, por la que se establecía un formulario de adhesión a la condena jansenista de obligada firma para todos los eclesiásticos.

    1713, Unigenitus, de Clemente XI, por la que se condena el jansenismo.

    1738, In eminenti, de Clemente XII, por la que se condena la francmasonería y se excomulga a sus miembros.

    1814, Sollicitudo omnium ecclesiarum, de Pío VII, por la que se restablece la orden jesuita tras su supresión.

    1822, Paternae Caritatis, de Pío VII, por la que se restituyen varias diócesis en Francia.

    1850, Universalis Ecclesiae, de Pío IX, por la que se establece la jerarquía de la Iglesia Católica en Inglaterra.

    1854, Ineffabilis Deus, de Pío IX, por la que se define el dogma de la Inmaculada Concepción.

    1864, Quanta cura de Pío IX, por al que se introduce el Sillabo

    1868, Aeterni Patria, de Pío IX, por la que se convoca el Concilio Vaticano I.

    1869, Apostolicæ Sedis Moderationi, de Pío IX.

    1871, Pastor aeternus de Pío IX, por la que se define el dogma de la infalibilidad papal.

    1880, Dolemos inter alia, de León XIII.

    1896, Apostolicae Curae, de León XIII.

    1910, Quam singulari, de Pío X, por la que se declara la admisión de los niños al sacramento de la eucaristía a partir de los siete años.

    1950, Munificentissimus Deus de Pío XII, por la que se define el dogma de la asunción de María.

    1961, Humanae salutis, de Juan XXIII, por la que se convoca el Concilio Vaticano II.

    1965, Dei Verbum, de Pablo VI.

    1974, Apostolorum limina, de Pablo VI.

    1998, Incarnationis mysterium, de Juan Pablo II.

    Como podrás darte cuenta las consecuencias de varias de ellas han sido realmente funestas para la Humanidad ya que promovieron guerras, matanzas, genocidios, esclavitud.

    En concreto los Papas deberían ser Juzgados como CRIMINALES

    Fuente(s): WIKIPEDIA
  • Anónimo
    hace 1 década

    El Papa Alejandro VI dividió América en dos para Portugal y España. Casualidad que el Papa era ibérico también.

    Este Papa fue uno de los más terribles de la historia. El Papa Borgia. Uno de sus hijos mató al otro que era el preferido para ser sucesor religioso del padre. Además mató a varios hombres fuertes de la época y a cuñados casados con su hermana Lucrecia Borgia. Fue el condotiero o príncipe tomado de modelo de cinismo para el libro El Príncipe de Maquivelo.

    Interesante esta historia de los Borgia, está en muchos libros y nos da una idea del porqué de la reforma de Lutero un par de décadas después.

¿Aún tienes preguntas? Pregunta ahora para obtener respuestas.